Un pequeño gatito encontrado solo en las frías calles, encontró una compañía segura y confiable al ser rescatado; una vaca de peluche que adora sin límites, y ahora está muy feliz de conocer a otros gaticos de su edad.

El pequeño gatito fue visto abandonado en medio de una construcción en Carolina del Norte, Estados Unidos. Los trabajadores escucharon varios maullidos y empezaron a buscar al pequeño, al que encontraron en medio de unas vigas.

Al parecer estaba acompañado de su madre y su hermano, pero lo abandonaron.

Gatito encontrado solo obtiene la mejor compañía

Gatito encontrado solo
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Sarah Kelly, voluntaria de Sparkle Cat Rescue, dijo según Love Meow:

«Se vio a la madre llevándose a su hermano, pero después de quedarse solo toda la noche con la esperanza de que su madre regresara, los trabajadores lo encontraron por la mañana y se comunicaron con nosotros».

Cuando los rescatistas llegaron a la construcción, el pequeño felino tenía mucho frío y estaba muy hambriento, así que lo recogieron rápidamente y se lo llevaron.

Gatito encontrado solo peluche
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Sarah decidió acoger al pequeño en su hogar de acogida y lo puso en una incubadora para ayudarlo a regular su temperatura.

Gatito encontrado solo rescatado
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Para asegurarse de que no se sintiera solo, Sarah le dio al pequeño dos juguetes, una vaca de peluche y otro muñeco, para que le hicieran compañía.

Gatito encontrado solo incubadora
Facebook/ Kelly Foster Kittens

El dulce gatito se acercó a la vaca y la rodeo con sus pequeñas patas, se relajó y finalmente se quedó dormido a su lado.

Sarah comentó:

«Decidimos llamarlo Bo, abreviatura de Bovino. Él ama a su linda vaca, así que le queda perfecto».

Gatito con peluche
Facebook/ Kelly Foster Kittens

El pequeño bebé necesitaba una fuente constante de calor hasta poder regular su temperatura, y se sentía muy a gusto con su vaca. Sarah puso otros juguetes para hacer más acogedor y cálido el lugar, pero Bo siempre prefería estar muy cerca de su peluche preferido.

Bo con peluches
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Sarah agregó:

«Bo y su vaca eran absolutamente adorables, pasaban sus días maullando y mugiendo en la incubadora».

Durante los siguientes días, Bo evolucionó, sus patitas se hicieron más fuertes y sentía mucha curiosidad por el mundo de afuera de la incubadora.

Adorable Bo
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Entonces, Sarah decidió llevar al pequeño al parque de juegos, pero no sin antes llevar la compañía y supervisión de su fiel amigo de peluche. Bo exploró todos los lugares nuevos para él, e incluso conoció a algunos gatitos adoptivos, Y cuanto más descubría, más emocionado estaba por lo que encontraba.

Gatito encontrado solo y vaca
Facebook/ Kelly Foster Kittens

El gatito aprendió a amasar con sus patitas rápidamente y se convirtió en un experto. Estaba muy ansioso por tener amigos con quien poder jugar, y aunque todavía prefería dormir abrazado con su vaca de peluche, Bo se emocionaba mucho cada vez que jugaba con otro gatito de su edad.

Bo, rescatado
Facebook/ Kelly Foster Kittens

El felino estaba contento de tener una habitación espaciosa para jugar, y después de una intensa sesión de juegos, se acurrucó con nuevos amigos y se durmió. En ese tiempo, Sarah recibió a una camada de gatitos atigrados en su hogar, que habían sido rescatados en las afueras de una propiedad.

Camada de gatitos atigrados
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Todos los bebés eran muy pequeños y tenían frío, por lo que se mudaron a la incubadora en la que una vez estuvo Bo, que ahora tenía su propia habitación de gatitos. El pequeño estaba muy intrigado por los nuevos residentes y quería saber de dónde provenían los nuevos maullidos.

Bo con amigos
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Cuando los gatitos estuvieron listos para ir al parque de juegos, Bo se acercó y empezó a jugar con ellos, como si ya se conocieran.

Sarah dijo:

«Bo realmente se volvió muy apegado a ellos. Su mejor amigo del grupo es Mac; a esos dos les encanta enfrentarse y generalmente se quedan dormidos luchando por el mismo juguete».

Bo durmiendo
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Bo ahora tiene hermanos para jugar, hacer travesuras y tomar una siesta todos los días; está más feliz que nunca.

Maullidos de Bo
Facebook/ Kelly Foster Kittens

No podemos olvidar que su fiel compañero de peluche siempre está cerca mirándolo. El pequeño gatito «vaca» está decidido a no volver a estar solo.

Bo con sus peluches
Facebook/ Kelly Foster Kittens

Bo se ha convertido en un gatito valiente que no tiene reparos en decirle a su familia de acogida lo que quiere, y realmente es muy feliz.





Ver publicación original

mood_bad
  • Aún no hay comentarios
  • Agregar un comentario

    Tal vez quieras leer: